San Luis Potosí será uno de los cuatro estados más afectados económicamente por la contingencia del coronavirus. De acuerdo a datos del Banco de Información Económica del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), el 29.2 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) de San Luis Potosí depende de la industria manufacturera y del turismo, cuyas empresas están cerrando debido a la contingencia sanitaria.

Esta cifra coloca a San Luis Potosí como la cuarta entidad con mayor dependencia económica en estas dos actividades. El primer lugar lo tiene Coahuila, ya que el 41.4 por ciento de su PIB se genera por la industria manufacturera y el turismo; seguido de Querétaro con el 30.4 por ciento del PIB; y en tercer lugar está Aguascalientes con el 30.3 por ciento del PIB. Después de San Luis Potosí, en el quinto lugar, está Chihuahua con el 28.8 por ciento de su PIB en estos dos sectores económicos.

INDUSTRIA MANUFACTURERA

El mayor porcentaje del PIB de San Luis Potosí corresponde a la industria manufacturera, ya que el 27.3 por ciento se genera a través de este sector secundario, mientras que en lo que refiere a servicios de hoteles, restaurantes y de esparcimiento solo es el 1.9 por ciento del PIB de la entidad; en pocas palabras, a San Luis Potosí le pegarán más los paros técnicos de empresas de la Zona Industrial que el cierre de hoteles y restaurantes.

El economista del Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey, Raymundo Tenorio Aguilar, dijo que la industria automotriz, de la cual depende en un alto porcentaje la economía de San Luis Potosí, es una de las más afectadas, ya que se estima que la demanda de automóviles nuevos, durante esta contingencia sanitaria, ha caído en un 75 por ciento, lo que ha generado que muchas plantas, como BMW y General Motors en San Luis Potosí, decidan efectuar paros técnicos.

“(Las armadoras automotrices) no pueden continuar trabajando para generar más producción y en consecuencia atiborrar los inventarios de las agencias distribuidoras y la exportación, tienen que detener la producción, tienen que frenarla, porque la acumulación de inventarios cuesta dinero”, dijo Tenorio Aguilar.

El economista estimó que este año la economía de México decrecerá entre un 3.7 y un 3.9 por ciento, debido a la contingencia del coronavirus y a la falta de estímulos fiscales, por parte del Gobierno de México, para evitar que las empresas cierren o efectúen despidos, ya que dijo que, aunque aún no hay cifras oficiales, ya hubo pérdida de empleos debido a los paros por el coronavirus.

SECTOR TURÍSTICO

De acuerdo a datos del INEGI, el 19.5 por ciento del PIB nacional depende de la industria manufacturera y del sector turístico (16.6% industria manufacturera y 2.9% turismo), es decir que San Luis Potosí está por encima de la media nacional en dependencia de la industria manufacturera, pero está por debajo en dependencia del turismo e incluso San Luis Potosí es uno de los 10 estados con menor dependencia del sector turístico con solo el 1.9 por ciento de su PIB.

Los estados que más afectados se verán por el cierre de hoteles, restaurantes y centros de esparcimiento durante esta contingencia del coronavirus son: Quintana Roo, que el 24.6 por ciento de su PIB lo genera por estas actividades económicas; seguido de Baja California Sur con el 14.3 por ciento de su PIB, Nayarit con el 13.3 por ciento, Guerrero con el 6.6 por ciento y Oaxaca y Morelos, cuyos PIB’s dependen en un 3.6 por ciento de estas actividades turísticas.